Avanza la construcción del Templo de San Juan, Puerto Rico

Avanza la construcción del Templo de San Juan, Puerto Rico
Fachada del Templo SJ, PR anunciada el 12 de enero de 2019. Este se convierte en el tercer Templo del Caribe después del Templo de Santo Domingo, RD y Puerto Principe, Haíti.

El 7 de octubre de 2018 el presidente de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, Russell M. Nelson, anunció la construcción del Templo de Puerto Rico.  Para los miembros de la Iglesia, el Templo es un lugar sagrado y se visita para realizar ordenanzas que hasta el momento no se llevan a cabo en la isla.  Estas ordenanzas son diferentes a las que se hacen en las capillas que visitamos regularmente para adorar y aprender del evangelio restaurado de Jesucristo.

El 12 de enero de 2019 se develó la representación artística de lo que será la fachada del Templo.  La ceremonia de la Palada Inicial fue realizada el 4 de mayo de 2019 en los terrenos donde se construirá el Templo y fue dirigida por el Élder Walter F. González, del Cuórum de los Setenta.  La construcción comenzó en enero 2020.

La obra fue detenida debido a la pandemia del Covid 19 en marzo de este año y se reanudó durante la primera fase de apertura  parcial mediante orden ejecutiva en mayo.   Esto causó un atraso significativo en los trabajos de construcción.  “Nadie se prepara para cerrar proyectos dos meses” expresó el Hno. José R. Toro, Site Project Manager.  Se espera que la obra esté terminada a finales del 2021 o principios del 2022.  En estos momentos se trabaja con el piso de una sección del edificio, la pila bautismal y el envarillado de las paredes.

Los Templos tienen tres categorías generales.  La primera se conoce como “Templo grande”, estos cuentan con varios salones para realizar todas las ordenanzas, simultáneamente.  El segundo se conoce como un “Templo pequeño”, estos solo tienen dos salones de ordenanzas y algunas otras restricciones.  Y la tercera categoría es la del “Templo remoto”, en este solo hay un salón disponible para cada ordenanza.  El Templo de Puerto Rico será un “Templo remoto”, pero se espera que cuente con un centro de arribo y un centro de distribución.  “Sabemos que el Templo bendecirá a miembros y a muchos más” dijo el hermano Toro.

El Élder Renlund, miembro del Cuórum de los Doce Apóstoles, visitó los predios del Templo para ver los adelantos de la construcción el 12 de febrero de este año y comentó que era un lugar pacífico.